Los enfermos olvidados

PharmaUna buena nota de David Molyneux que salió recientemente en Project Syndicate sobre la relación entre salud y pobreza. A continuación, algunas partes:

“El mundo desarrollado está familiarizado con las amenazas globales de infecciones virales que producen miedo tanto en las poblaciones ricas como entre los pobres … Se necesita una respuesta rápida de los gobiernos, las agencias de las Naciones Unidas, las autoridades regulatorias y la industria farmacéutica … Pero la gente más pobre –los que viven con menos de 2 dólares por día- muchas veces no es considerada importante cuando surge una amenaza pandémica. Ellos no contribuyen significativamente a la economía global, y los sistemas de salud de sus países funcionan con una pequeña fracción de lo que las economías avanzadas dedican a la salud de sus poblaciones”.

“… la visión que tienen los países desarrollados de las enfermedades del mundo en desarrollo es que sólo tres son importantes: el sida, la tuberculosis y la malaria. Esto surge del poder de los grupos de presión y el reconocimiento de que estas enfermedades podrían amenazar al mundo desarrollado”.

“En consecuencia, estas enfermedades reciben una cantidad desproporcionada de financiamiento para investigación y control, mientras que otras enfermedades que matan, enceguecen, deforman y dejan inválidos a muchos más –los “mil millones de abajo”- tienen un acceso limitado a la atención sanitaria”.

“El principal desafío es convencer a quienes formulan las políticas de que para reducir la pobreza hay que hacer algo más que concentrarse sólo en tres enfermedades”.

La nota completa, haciendo click aquí.

Reflexiones sobre la gripe A

PandemiaEn el artículo “La pandemia que no fue” (publicado en Project Syndicate), Henry I. Miller reflexiona sobre la pasada crisis de la Gripe A y qué nos depara el futuro. Algunos extractos, a continuación:

– “En junio pasado, la Organización Mundial de la Salud de las Naciones Unidas, en respuesta a un brote del virus H1N1, o gripe porcina, llevó la alerta de pandemia a su nivel más alto, la Fase 6, que significa que había una pandemia en curso.”

– “De hecho, la OMS hizo caso omiso una y otra vez de la advertencia de Sherlock Holmes: “Es un error capital teorizar antes de contar con toda la evidencia”. Y la alerta de pandemia fue doblemente extraña, dado que todos los años se producen en el mundo olas estacionales de gripe que son invariablemente más letales que el H1N1 de baja virulencia que circula en la actualidad, y ciertamente cumplen la definición de la OMS para una pandemia: infecciones a lo largo de un amplia área geográfica que afectan a una gran proporción de la población.”

– “Las falsas alarmas hacen que la designación “pandemia en curso” se vuelvan casi intrascendentes y disminuyen su eficacia. Y eso, a su vez, tiene importantes consecuencias: como Jack Fisher, profesor de cirugía de la Escuela de Medicina de la Universidad de California en San Diego, observó: “Si se sigue gritando que viene el lobo, la OMS puede esperar un seguimiento menor que el habitual de las recomendaciones de vacunación contra la gripe el otoño próximo”.”

La nota completa, como siempre, aquí.

¿Qué es Project Syndicate?

project-syndicateProject Syndicate es una asociación internacional de periódicos dedicada a:

– Hacer accesible a todo el mundo perspectivas de distinguidas voces.

– Fortalecer la independencia de los medios de comunicación impresos en transición y de los países en desarrollo.

– Mejorar las capacidades periodísticas, editoriales y de trabajo.

Actualmente este proyecto está integrado por 428 periódicos en 150 países, con una circulación total de 70.992.600 ejemplares. Esta es una institución sin fines de lucro que se mantiene gracias a las contribuciones que recibe.

Project Syndicate ofrece comentarios de las figuras más importantes de cada periódico, en temas que van desde la economía o los asuntos internacionales, hasta la ciencia o la filosofía (algunos de ellos han sido: Kofi Annan, Umberto Eco, Peter Singer, Sydney Brenner, Daniel Cohen y otros). Los mismos están disponibles en muchos idiomas.

Para más información, click aquí.